EL COLOR DE LOS DIOSES

Con el título “El color de los dioses” el Museo Arqueológico Regional de Madrid inauguró una exposición el pasado 18 de diciembre, formada por 40 reproducciones de famosas esculturas y relieves clásicos con su policromía original.

¿De qué color eran las estatuas que representaban a los dioses de la Antigüedad? ¿Estaban pintadas con colores llamativos las columnas y los templos griegos? Hasta ahora se pensaba que eran blancos, como el mármol que vemos en la actualidad en esculturas, relieves y templos que han llegado hasta  nosotros. Sin embargo, en la Antigüedad los colores brillantes eran considerados un signo de excepcional valor. Este colorido contrasta con nuestra percepción estética moderna, acostumbrada a la claridad formal. Lee el resto de esta entrada »

Anuncios

LÁGRIMAS DE EROS

Del 20 de octubre al 10 de enero de 2010 tendrá lugar en el Museo Thyssen- Boremisza una exposición llamada Lágrimas de Eros. La entrada a las  exposiciones temporales cuesta normalmente 8 euros.

La íntima relación entre pulsión sexual e instinto de muerte -Eros y Thanatos- en las artes visuales es el tema de esta exposición, que toma prestado el título de un libro de Georges Bataille: Les larmes d’Éros e incorpora también algunas de sus ideas sobre el erotismo: la necesidad de la belleza, la tentación como prohibición y trasgresión, o la asimilación de lo erótico al sacrificio religioso.

El escenario central de la muestra es la pintura y la escultura europeas del siglo XIX -Canova, Ingres, Delacroix, Millais, Moreau, Rodin…-, pero incluirá también alguna mirada atrás -principalmente hacia el Barroco, con Rubens o Bernini, entre otros- y hacia delante, como la presencia de temas eróticos del XIX en el surrealismo y su estela. Figuras y escenas que proceden tanto de la mitología clásica como de la tradición judeo-cristiana configurarán un recorrido a través de dos grandes apartados: “De la tentación al sacrificio”, que abordará los indicios de muerte en la pasión erótica en representaciones como el Nacimiento de Venus, Eva y la serpiente, las Tentaciones de San Antonio o el Beso, y un segundo capítulo, “El sueño eterno”, que tratará de mostrar el tema de la muerte o la agonía convertida en un trance similar al éxtasis amoroso, presente en temas como Apolo y Jacinto, Venus y Adonis, la Magdalena y la calavera o las “bellas suicidas” Cleopatra y Ofelia.

Giambattista Tiepolo , La muerte de Jacinto (1752-1753)